Archivos
Categorías
Anuncios Simply
Madridismo para el siglo XXI
Páginas Recomendadas
Pincha aquí para ver una lista de páginas interesantes.
Marcadores en vivo
Anuncios e-retail

¿Puede resurgir Messi?

messi

Por Miki el Mikingo

Es práctica habitual en los deportistas de élite adaptarse a sus nuevas características físicas, según avanzan los años, para intentar estirar los años de permanencia entre los mejores. Así, los atletas del medio fondo pasan de correr los 800 m. a los 1500 m., de ahí a los 5000 m., y, los más privilegiados, a los 10.000 m., maratón, o los 3.000 obstáculos. En fútbol, clásicamente los defensas que pierden ese punto de volocidad acaban siendo centrocampistas de contención, como Hierro; los delanteros se convierten a mediapuntas (Butragueño, Raúl), y los extremos con instinto killer, como Hugo Sánchez, pueden acabar en delanteros.

Porque, al final del día, la diferencia entre un deportista de élite y un crack mundial está en la cabeza, fundamentalmente. En fútbol, como dice el Loco Gatti, a los buenos el balón les entra por la cabeza y les sale por los pies, y no al revés. En este sentido, me gustaría subrayar el caso de los, en mi opinión, dos mejores futbolistas de la Historia precisamente por eso, por su capacidad de reconstruirse totalmente y ser los Números Uno indiscutibles, tanto antes de sus tremendos cambios físicos corporales como después de los mismos, con un fútbol totalmente diferente adaptándose a sus nuevas condiciones físicas. Estamos hablando de Puskas y de Ronaldo Nazario de Lima.

Pancho Puskas, hasta la invasión rusa de Hungría, fue campeón olímpico y subcampeón mundial con su país; el Comandante Galopante, que así lo llamaban entonces, parece ser que ejercía como interior derecho de amplio recorrido, dominando dicho lado. Tras dos años sin poder jugar debido a una sanción FIFA por desertar del ejército, con 31 años y sobrepeso, Cañoncito Pum Pum formó parte de la etapa gloriosa del Madrid, a base, sobre todo, disparo potente y colocado (Di Stéfano siempre dijo que Puskas fue el mejor de todos). Su clon en el arte de reconstruirse, Il Fenómeno, fue el mejor del mundo en Barsa e Inter, con su velocidad, potencia, regate en carrera y habilidad brasileira. Tras casi dos años en barbecho, por su doble lesión de tendón rotuliano, se convirtió en El Gordo Ronaldo, dominando su nuevo cuerpo y modificando su juego hacia una modalidad más directa y llegadora, con mayor potencia de ejecución del disparo, sin perder precisión, que le hizo otra vez el mejor del mundo, futboleando de una forma totalmente diferente a aquel primer Ronaldo.

Pues bien, podemos afirmar sin miedo a equivocarnos que Messi no es así. Esa capacidad de resurgir de las cenizas, como Ave Fénix, para volver a ser el mejor del mundo a base de talento y voluntad para re-construirse, precisa de inteligencia, madurez y equilibrio mental. La personalidad “border-line” del argentino, tildado de autista en algunos foros, agrava los problemas que en su juego causa la pérdida de velocidad punta que sufre, de la que depende buena parte de la excelencia de su fútbol. Él es el primero en ser consciente de su declive y, en lugar de vencer la esclavitud de su nuevo cuerpo, aprendiendo a jugar de una manera distinta, aunque también excelente, se ha quedado perplejo, congelado, pasivo… chocado.

El final de temporada en el Barsa y el Mundial que ha realizado, así como sus famosos vómitos, apuntan todos en dicha dirección. Sus náuseas y arcadas, que vienen siendo habituales en los campos este año, parecen más bien consecuencia del extremo estrés psicológico que sufre el jugador al ser consciente de que su cuerpo ya no le permite realizar el juego de antaño, más que ser la causa de su déficit físico, como interpretan los medios. Este círculo vicioso en el que ha entrado Lionel hace, a mi entender, que su hundimiento futbolístico sea todavía mayor de lo que correspondería a una mera pérdida de ciertas aptitudes físicas, importantes pero compatibles con seguir siendo un jugador de referencia y, como con Puskas o Ronaldo, no incompatibles con seguir siendo un número Uno.

¿Qué puede ocurrir con Messi en el futuro inmediato? Imposible anticipar. Mi impresión es que necesita ayuda psicológica profesional y comprensión y apoyo de sus seres queridos. Sin eso, el riesgo de acabar siendo un “juguete roto” parece francamente elevado. Con respecto a lo menos importante, su vida profesional como jugador de élite, mucho me temo que esos años en la cresta de la ola ya no volverán.

Share

Al final, risas

messineuer

- Risas porque 64 años después se monte un Mundial para enmendar el “Maracanazo” y no sólo no gane Brasil, sino que por primera vez en la historia una selección europea gane el torneo de Brunete senior en América.

- Risas por la salvaje enculada al anfitrión, pero sobre todo por ver en qué se han convertido los jugadores brasileños modernos, una mezcla siniestra de niños de mamá y fanáticos religiosos, que rezan más que calientan y lloran como niñas cuando pierden un partido. ¡¡Joder, si hasta Alves parece un hombre hecho y derecho a su lado!!

- Risas por el ridículo histórico de la Coja y, sobre todo, por el “sostenella y no enmedalla”. Mediaset cerró sus retransmisiones diciendo “confiamos en Del Bosque”.

- Risas por la actuación de Higuaín, buen chaval y aceptable jugador, pero bastante peor de lo que él se cree. Sus golpes de pecho durante varios segundos después de marcar en fuera de juego nos indican que este muchacho perdió la buena estrella hace tiempo, y que su venta fue un negocio bestial.

- Risas por ver a la afición argentina, la más faltona del mundo, invadir Río de Janeiro convencidísima de que ganarían el Ramón de Carranza extendido -después de practicar un fútbol paleolítico todo el torneo-, y que lloraran desconsolados por perder, pero no por llevar acumulados 50 años de peronismo.

- Risas por ver al “mejor jugador de la historia” llegar al torneo que supuestamente iba a consagrarlo, y que lo jugara caminando con expresión ausente por el campo. Fue uno de los jugadores de la competición con menos kilómetros recorridos, teniendo como acción más destacada un gol in extremis a Irán. Hasta el momento lleva cero goles en eliminatorias mundialistas, en tres participaciones.

- Y por último, risas por verlo recoger el premio “Adidas Golden Ball” al lado del hermoso gigante Neuer, con cara de importarle una mierda el Mundial, la selección y, en realidad todo el fútbol. Parece absolutamente desbordado por la expectativas de unos y otros, el hastío, los desequilibrios químicos y físicos, los problemas con Hacienda y las estafas de su padre. Incluso me atrevo a decir que, si le preguntaran, elegiría retirarse mañana.

Share

El mandrilismo ABLÓ

tres
¿Ex-madrilistas?

Tema Di Marica: Tras más de 600 votos recopilados, hay una división casi al 50% entre los que quieren que se quede y los que quieren hacer caja con él.

Opinión del Sosi:
No es que haya rendido mal este año, pero también recuerdo esas largas temporadas en que nos cagábamos en él cada vez que escogía la peor opción para culminar todas las jugadas. Creo que en el fútbol hay algo llamado cumplir ciclos, y Di María ha cumplido el suyo ganando la Champions. No habrá mejor momento para venderlo.

Tema Khedira: ¿Fans del Mandril es Khedirista? Todo parece indicarlo, viendo el 73% que aprueba conservar al jugador.

Opinión del Sosi: Éste es un jugador no titular, pero que puede resultar extremadamente útil si el entrenador sabe encajarlo en un rol muy concreto. Como no sabemos la configuración final de la plantilla es muy difícil opinar, pero a mí los jugadores con tan poca elegancia suelen desesperarme un poco (me pasaba lo mismo con Geremi, al que al parecer se le sacó un buen rendimiento en el Chelsea). Con toda sinceridad: ahora que tiene buen cartel por el Mundial, habría que aceptar una buena oferta, si llega.

Kroos: Una abrumadora mayoría lo ve como titular en el Madrid 2015. La discrepancia llega a la hora de decidir por quién debe entrar, aunque la opción más votada es por Xabi Alonso. La pega, nos dicen, es que así se pierden sus virtudes cerca del área.

Opinión del Sosi:
Particularmente, pienso que un jugador que no se pliegue a actuar en cualquier zona del campo es maricón, y que la ultra-especialización en el fútbol es una cosa bastante nociva. Parece que pedir a un tío jugar 10 metros más allá de su “posición natural” es poco menos que convertirlo en baloncestista. Así pues, que Kroos juegue donde Alonso y arree. Y si le sobra físico, que actué de “boxtobox”, con dos cojones.

Benzema: Más del 50% opina que no se le deben pagar más de 7 kilos, aunque desde luego no parece que vaya a conformarse con esa cantidad. Un 33% se plegaría a los 8 millones, y prácticamente nadie está conforme con los 9 netos que pide ahora mismo.

Opinión del Sosi: Creo que, al igual que Di María, ha cumplido su ciclo. Parece que el moro del PSG está dispuesto a pagar una cantidad absurda por tenerlo desde ya, y no deberíamos privarlo del capricho. Sólo ha pasado de 20 goles en Liga una temporada y opino que necesitamos urgentemente un tercer jugador del tipo “balones a Will” cuando fallen los dos bicharracos. Además, para eso de “combinar muy bien con los de arriba” no hace falta ningún superpagado.

Delantero: La mayoría (62%) prefiere a un perfil alto tipo Falcao.

Opinión del Sosi: Pues depende de qué “perfil alto” sea. Mi cuerpo de pipero sin puta idea de fútbol me pide “tridente” arriba, y saber que el día que no la enchufe uno la enchufará el otro. Ya, ya sé que es difícil encajar tres cracks arriba, pero si puede ser un tío goleador y que también combine…

James: Pesa más la idea de que es un caprichito (56%) que la contraria.

Opinión del Socio: Yo digo James Sí. Por calidad y juventud, sobre todo si salen varios jugadores de arriba. Quién sabe, quizá podría ser el tercer miembro del tridente atacante. Por decirlo todo, mis fichajes de este año serían James, Pogba, Lateral izquierdo y portero (Gaylord, Begovic…).

Mundial:
La mayoría lo ha considerado “una puta mierda”.

Opinión del Sosi: Creo que las definiciones de los fansistas “Torneo de Brunete senior” o “Ramón de Carranza extendido” describen bastante bien esta competición, que si acaso podía parecer la hostia en los tiempos pre-internet y de las cintas de vídeo en las gasolineras, cuando el fútbol de otros países era una cosa ignota hasta que llegaba el Mundial de marras.

Share

El mandrilismo HOPINA

di maria

khedira

kroos

benzema

falcao 2

james

mundial

Share

Él nos hizo del Madrid

Di Stéfano 2

Se fue Di Stéfano, y lo hizo más o menos como lo desearíamos para todos nuestros mayores: sin apenas padecer y tras una vida buena y productiva. A Alfredo Di Stéfano no puedo -y probablemente no quiero- juzgarlo como a los jugadores actuales, cuya carrera he experimentado directamente; y es que, para los menores de 60 años, desde que nacimos “la Saeta” ya estaba hecha del material de la leyenda. Sin duda el hombre tendría sus faltas, como todo ser humano, y no faltará incluso quien lo acuse de rencoroso o egocéntrico, pero realmente a mí no me daba esa impresión cuando lo veía hablar, y en cualquier caso su dimensión futbolística y social empequeñece todo lo demás.

Digo social porque no me parece atrevido afirmar que Di Stéfano, junto con Bernabéu, hizo del Real Madrid como mínimo a dos generaciones, e incluso a todo un país. También elevó lo que era un simple club de fútbol a la categoría de mito, y convirtió al fútbol en el rey del ocio nacional -condición que aún ostenta-, dejando muy atrás a los toros, el teatro y el cine, que competían con él por entonces. Creo que muchos de los habituales de esta web pudimos comprobar la influencia hipnótica de ese equipo en nuestros padres y abuelos, a quienes los mágicos guerreros de Di Stéfano asombraron en aquella época conquistando Europa una y otra vez. Y puesto que ellos nos transmitieron esa afición a nosotros, es justo decir que el irrepetible bonaerense es reponsable de que estemos leyendo esto ahora mismo.

Hay dos quejas o reservas habituales sobre Di Stéfano: que la generación actual no ha podido ver su juego y que el fútbol de aquel entonces no tenía mucho nivel. Ni una ni otra tienen base: afortunadamente existen no menos de una veintena de partidos importantes del Madrid de los 50 grabados con buena calidad, y quien busque un poco puede verlos y analizarlos, igual que haría con un partido actual (algunos de ellos, de hecho, están en nuestro Archivo Audiovisual). Lo que realmente no se entiende es que el Madrid no disponga de un archivo de vídeo desde hace mucho tiempo, en el que puedan consultarse -aunque sea pagando- todos los partidos de nuestra historia, que al fin y al cabo constituyen la principal actividad y patrimonio del club. Quizá lo exiguo de nuestro presupuesto -apenas 520 millones de euros anuales- lo hayan impedido.




Final del 59 contra el Reims.

Sobre la calidad del fútbol de los 50, viendo estos partidos resulta fácil apreciar que era alta, y que se trataba de un deporte ya muy profesionalizado. Cierto que el nivel físico era inferior y había menos artimañas tácticas, pero eso permitía ver un juego muchísimo más fluido -con apenas dos o tres faltas por cada parte- y, por qué no decirlo, más bonito. Fenómenos físicos y técnicos desde luego ya había, y para ello basta con ver cualquier acción destacada de Gento, por poner un ejemplo. Respecto al eterno debate de si Don Alfredo fue el mejor de la historia, no tiene objeto, como nunca lo tienen estas comparaciones imposibles. Así pues, es mejor quedarnos con que fue el primer gran jugador universal y el que más dominó su época de todos los que han existido (sobre todo si consideramos, como yo, que el fútbol de clubes es inherentemente superior al de selecciones).

En cuanto al célebre “robo” al Barcelona, tenéis infinidad de textos por ahí que explican la falacia, pero todo se resume en algo muy sencillo: si realmente quería al jugador, el Barça simplemente tenía que haber abonado 1.300.000 pesetas a Millonarios, a lo cual se negó. Si pensáis que quizá era una cifra exorbitante, decir que incluso con la inflación hoy día equivaldría a menos de 100.000 euros, y que por aquella época el mismo Barcelona traspasó a Luis Suárez al Inter de Milán por 25 millones de pesetas. Es ridículo pensar que este club dejó de ganar Copas de Europa por no tener a un jugador al que despreció, sobre todo cuando la competición ni siquiera existía por aquel entonces (fue creada precisamente por el Real Madrid).

Hay que celebrar que sus últimos años de D. Alfredo pasaran con el pleno reconocimiento y abrigo del club, aunque yo particularmente prefiero al Di Stéfano socarrón y en chándal que al convertido en monumento viviente. También me alegra que sus allegados tuvieran el buen tino de alejarle de la arribista que quiso aprovechar su debilidad, quien -contra lo que algunos creen erróneamente- no era su enfermera, y tan sólo aspiraba a la autopromoción. La herencia de Don Alfredo llevaba tiempo repartida entre sus hijos, por lo que su único interés era preservar la dignidad y memoria de su padre. Dejo como postrer homenaje este excelente reportaje de TVE con la última entrevista al mito, todavía sorprendentemente lúcido. Aunque nunca tuvo un perfil tan “político” como el de otros ex jugadores, dejó muchas sentencias memorables toda su vida, incluso cuando ya tenía una edad tan avanzada.

Ha muerto Di Stéfano, uno de los últimos símbolos de una época acaso irrecuperable, pero queda su ejemplo para todos los que aspiran a la excelencia y la victoria, y la afición que inoculó en millones de corazones. Hasta siempre.

Share

¡Qué desastre de ver-ano!

floper
Bueno, hay que confiar en el presi.

Por Ochaita

Este verano se vuelve a confirmar que el club, dirigido por el ínclito ser superior, es una calamidad. Las decisiones deportivas se toman dependiendo de por dónde sople el viento, y se cae continuamente en el inmovilismo y la autocomplacencia. Es pauta común que en el Madrid, durante los últimos años, tras una buena temporada venga el batacazo, circunstancia que acontece por la suma facilidad que posee el presidente de caer en el conformismo y el anclamiento.

No son de recibo ciertas cuestiones. No se puede estar de acuerdo con las soluciones de paños calientes, con las huidas hacia delante o el no me muevo por si me equivoco. Hay que arriesgar, y por mucho que sea antipopular, se debe prescindir o al menos intentarlo, de algún que otro elemento de la plantilla. Lo de la portería es de risa, bueno, de risa si no eres del Madrid, porque si lo eres, es para llorar. La presión que hay con Casillas es insostenible, no va a ser soportable otro año más. De hecho, lo extraño es haber logrado dos títulos con todo el ruido mediático existente alrededor. En el banquillo no se le puede tener, ya se encarga la asquerosa prensa de meter toda la cizaña del mundo, y de titular sencillamente es esperpéntico alinearlo cuando es un tronco acabado y cortado. Empezar la temporada con el problema no es de recibo, hay que atajar la hemorragia y traer aire fresco.

No es serio estar esperando a que finalice el Mundial para determinadas cuestiones. El asunto Di María es clave. Un jugador que ha sido vital en esta temporada y a 6 de julio no se sabe si va a continuar o no, cuando son cosas que tienes que tener más que claras a estas alturas para poder estudiar, en caso de venta (que sería otro error de Pérez), posibles sustitutos. El asunto Morata es algo que ya huele: se va, se queda, Juventus, Villarreal, ahora sí ahora no… igual que el tema Khedira. Tremendo.

Yo no sé si será acertada o no, pero da todo una impresión de inmovilismo que tira de espaldas. Este verano es vital para confirmar el proyecto y consolidar el equipo, de modo que podamos aspirar durantes los próximos dos o tres años a todo, o que simplemente hayamos sido testigos de algo efímero, un fogonazo, un trueno fugaz originado por nuestra inercia histórica y nuestra grandeza. Se necesita un proyecto serio y una planificación adecuada, aunque con Pérez eso es auténticamente quimérico por lo que se puede comprobar.

El tema del basket es otro asunto aberrante. No se ha tomado ninguna decisión y todavía no sabemos siquiera quién será el que se siente en el banquillo para dirigir esto, todo ello entre rumores de que se vuelve a reducir el presupuesto para la próxima temporada, lo que nos aleja definitivamente de Barcelona, rusos, turcos y griegos.

Share