Archivos
Categorías



Artículos de Interés

Archivo de la categoría ‘General’

Buen juego y VARRabasadas

Rappol

El duelo de pelotudos en el Metropolitano se decantó a favor del Guapo Losari que, mientras conserve el pelazo, parece que tiene más claro que Pocholone (también conocido como ElDemasiaoBienPagaoPaLoQueJace) cómo poner a jugar al fútbol lo que tenga. El implantado capilar de La Plata siempre hace lo mismo contra el Madrid: tenga lo que tenga disponible, lo pone a dar coces. Cráneo privilegiado.

El partido empezó con un Arleti rabioso, mordiendo arriba, y una brutal entrada de Arias a Reguilón (se lo ha ganado ya, creo, su nombre el chaval después del partido de hoy), anticipo de la auténtica tormenta de coces con la que los colchoneros pretendían compensar su previsible debacle. Aguantó el Madrid esos primeros minutos muy bien, comenzando a imponer su joven banda izquierda y un centro del campo contra el que los rojiblancos no tenían nada que hacer. Partey no es que sea malo, es que el retirado Gabi a su lado es Michael Laudrup.

Un ejemplo de la idiotización a la que somete Nomeone a su tropilla (cara de cojones, vive Dios) fue el primer gol blanco. Corner. Todos se van a saltar con el Paquitán (aires lisboetas) y la bola le cae a Casemiro, que de media tijera bate a un Oblak que pareció ayer el portero de un segunda B. Pijamita se apiadó de él, y se marcó un partido nefasto para volver a demostrar que sí, que está muy bien para blocar corners, pero no será nunca un portero que gane partidos. Sale fatal, menos cuando trata con fulanas, por supuesto.

Empató Bigotito, el que come en la mesa del cámping, abriendo el carrusel del VAR que, como casi siempre, miró donde no debía. Pero daba igual. Seguía el Arleti cortando troncos y Vinicius ganándose el sueldo, con precioso pase a Chopped que fue rematado dirección a El Escorial y disgustos constantes a sus marcadores.

Benzema iba de acá para allá. Presionaba, descargaba y fijaba a Cojín para que el muchachito Azul y Negro se trabajara al puerco Arias. En una de esas, Gimémez fue a la ayuda y se puso tan pesado que le acabaron pitando penal. Más VAR mediante, el lance se saldó con el Paquitán demostrando que sabe cuándo toca panenkear y cuándo pegarla más imposible si cabe para el portero. Con 1-2 al descanso parecía que el garrafón del VAR sería la excusa perfecta para los perdedores locales. Con lo fácil que sería reconocer que a coces no se gana casi ningún partido nunca…

Ya en el segundo periodo, el Madrid atacó más por la derecha, y Carvajal empezó a cobrar en exceso, como si hubiera hecho algo malo. Achucharon otro poquito los troncholaris y marcó Morata, tras otra absurda salida de Pijamita. De nuevo, VAR, cubata de John Cor con Sprite y gol anulado por claro fuera de juego, en el trago que definitivamente sacó a los pocholitos del partido y metió a la grada, que ya protestaba porque se había acabado el Ron Negrita.

San Losari, que estaba a lo suyo con su misal, sentó a Vinicius y sacó a Mortadela Galesa. Modric y Kroos se juntaron un poquito y el Madrid empezó a hacer algo más con la posesión que ya tenía. Tras excelente movimiento en la media, Mortadela Galesa corrió a la espalda de la desnortada izquierda local y Modric lo dejó solo para batir de nuevo a Oblak, de gran tiro cruzado. Le dio entonces un ataque de madridismo esquizo al galés, y le hizo un Pepe a la grada, que se desgañitaba contra él, contra el Madrid y contra el fútbol mismo, errando absolutamente el objetivo de su frustración que debería ser otro.

Ahí murió el partido, aunque Pocholo supiera ya que estaba muerto desde el principio. Con el pitido final, San Losari puso una cara casi indescifrable de “uy lo que hemos hecho jejejej” antes de abrazarse protocolariamente con su compatriota loser. Y, ciertamente, espero ver esa cara más a menudo, porque el tipo se lo está ganando. Que pase el siguiente al confesionario.

El Socio

Y os lo queríais perder. Empezó la cosa con un tifo donde se exhibía el escudo del Aviación, pese a que los indios siempre han querido ocultar sus conexiones franquistas, y siguió un partido con buen rendimiento vikingo pero  lleno de situaciones raras y follones. El equipo sigue en ese punto dulce que ha encontrado Lolari, con un once que ya se empieza a decir de carrerilla, un estado físico óptimo y una de esas sorpresas que muy de vez en cuando revolucionan un equipo: Vinicius, que con dos monerías que haga en la Champions será jugador revelación del año, trofeo Bravo y la hostia. Reconozco que nunca creí, pero me la envaino: estamos ante un crack, cuyo precio ahora parece barato. ¿De dónde saca la velocidad este chaval que parecía tan pesadote en los tubos? Vete a saber, pero menuda gacela. Y encima con acciones técnicas de esas de “mira cómo me la saco”; el pase con el exterior que dio ayer queda para la antología del año. Su irrupción recuerda la de Ronaldo Nazario cuando llegó al Barcas con 20 años, y ni siquiera necesita meter goles para ser diferencial: con que dé multitud de pases para empujarla cumplirá sobradamente.

Eso sí, mantenerse es aún más difícil que llegar, y Vini necesitará tres cosas para ello: no perder la cabeza (peligro grave), que lo respeten las lesiones y que no lo operen de apendicitis. Por cierto, si la está rompiendo es porque el actual funcionamiento del club lo propicia: en los tiempos oscuros, otra promesa brasileña chupaba banquillo para que jugara un chepudo, y cuando hacía fantasías con el balón le decían… que no se adornara tanto. Hemos progresado mucho.

En fin, partido raro, decía: el primer gol llega tras repetir un saque de córner porque Kroos puso la bola fuera del cuarto de círculo (curiosa esa asimetría del reglamento que te quita la posesión si sacas mal de banda, pero te permite volver a sacar el córner). Rebotó la pelota blanda en Ramos y le llegó a un Casemiro solo que aprovechó la tesitura con una espectacular definición. Acción inusual, pero justo premio al trabajo merengue.

Poquito después empezaba el caos: brusco robo de balón a Vini que propicia un contrataque indio y gol de Griezmann. La primera acción es falta 9 de cada diez veces, pero el VAR sólo revisa si Gris está en fuera de juego. ¿Por qué? Yo soy el primero que aboga por el fútbol de contacto, pero más importante aún es la unidad de criterio: no puede ser que 5 minutos antes un choque muchísimo más suave de Vini sobre un rival sea falta. Con el empate el Madrid se va del partido, pero Junior sigue siendo una pesadilla para el Farleti, hasta la jugada más polémica de la tarde: una falta al brasileño medio metro fuera del área se convierte en panal en virtud del “último contacto”, un concepto novedoso que no había oído en mi vida. Dicen que se ha introducido en las reglas este mismo año, pero me he tomado la molestia de mirar el reglamento vigente y no lo veo por ninguna parte. Debo ser muy carca, pero para mí si un jugador es derribado ahí acaba la jugada, me parece surrealista pitar una “segunda falta” una vez el futbolista está en el suelo.

No quería el Dios del fúrbol que acabara ahí la cosa, y el segundo tiempo nos trajo el fuorigiocco de Marrata. Pienso que habría que cambiar esta regla para que sólo se pitara cuando el delantero sacara un cuerpo completo al último defensor, pero bueno, hay que asumir que siempre se ha pitado cualquier sospecha de offside. Y si la maquinita dice que la posición era mala habrá que creerlo, o quizá no. La culminación fue una mano el propio Morata que el árbitro inventó para desentenderse de una posible falta de Casemiro (que tampoco era). El VAR venía para acabar con el error humano, y lo que ha hecho es simplemente encerrarlo en una cabina de vídeo y ralentizar aún más el juego. Maravilloso, oiga.

En fin, no sólo se mantuvo ese 2-1 sino que ampliamos la ventaja gracias al 3-1 de Bale. Es doloroso cambiar a un Vini tocado por los dioses, pero es verdad que no puedes dilapidar al galés, y este respondió a la confianza con una definición de crack. Desde ahí sólo quedaron patadas (Regui se ganó su primer galón merengue) y resignación del Paleti, cuyos jugadores incluso bajaron la testuz en el post-partido, como reconociendo la superioridad madrilista pese a la polémica. Y sí, fuimos mejores, pero lo pasaríamos todos mejor si la chapuza ibérica no se perpetuara en cada aspecto que toca el fúrbol.

Más crónicas en Madridisimo y barbarie.

·····

– Aviación: 1 (el camarero de Messi y Ranaldo)
– Mabrip: 3 (Casimiro, Rabos (pen.) y Bale)

Share

Son los socios del Aleti, bastardos seguidores

El Madrí sube hacia los cielos como un “Spúnik”, y para llegar a lo más alto ha de apartar un molesto obstáculo de su camino: el Farlético de Madrid; y hacerlo en su nueva casa del Ruanda Metropolitano, una cuadra como su anterior hogar, con lusecitas pero casi igual de fría y mal construida que ese engendro arquitectónico llamado Vicente Calderón. Recordemos, por cierto, que el resultado del último derbi disputado allí fue de 0-3 a favor del Madrí, una de esas ricas anécdotas que salpican nuestra historia común.

Llegan los merengues bien, muy bien con el único lunar de Bluffisco, que sale a gilipollez/indisciplina por semana. Realmente la vida puede haberte puesto en un lugar privilegiado, pero cuando no tienes inteligencia emocional es fácil quedar como un verdadero soplapollas. En fin, habría valido la pena sacarlo en invierno, pero ahora tendremos que cargar con este hijo tonto hasta final de temporada (¡qué envidia la simplicidad con la que el basket “corta” jugadores!).

Hablando de inteligencia emocional, otro a quien no le sobra es Marrata, el niño pera que no encajó en el Madrid y acabó en el equipo costroso de la capital después de que el Chelsea lo devolviera por defectuoso. ¿Hay algo más repelente que un tipo así, millonario y con mujer buenorra pero con un eterno mohín de pena-frustración en la cara? ¡Triste, que eres un triste! Qué gran lástima que el derbi no sea en el pipas, porque le iban a reventar los tímpanos al pazguato este. En fin, al menos con los colcholerdos tendrá los minutos que cree que le corresponden por mandato divino. O no.

¿Cómo veo el partido? Fácil. El simeonismo no deja de ser un mito periodístico al que, cuando se cruza con equipos capaces de superar sus gitanadas, se le ven enseguida las vergüencitas. Un Madrid bien afinado y fuerte físicamente como este les ganará sin problemas. Para amenizar la espera, podéis leer esta excelente semblanza histórica firmada por Manuel Matamoros sobre el Farleti, la cual sin duda os ayudará a entender mucho mejor su loserismo, que llega hasta el extremo de citar tres veces al Madrid en el himno de su centenario.¡¡Hay que ser patán!!

·····

Lo del oro de Moscú no pudo ser. Aunque el Madribasket hizo un partido meritorio, nuevamente se le escapó la victoria por un mal tercer cuarto. En los últimos compases la cosa quedó para que Carroll forzara la prórroga con un triple, pero no entró. Lástima no nos sirvieran esos 20 puntazos de Randolph. En fin, la Euroliga queda apartada hasta el día 21, ya que en San Valentín arranca la Copa. A ver si nos resarcimos del patinazo del año pasado.

Share

El Bujero

Rappol

Los caminos del señor son inescrutables. Cuando apareció el nombre del Morciégalo en el 11 que pretendía evangelizar a los charlies de la esquinita, la fe nos abandonó un poquito. Que sí, Losari. Que eres un hombre de ideas, principios y palabras empeñadas… pero que al niño gordo se la pela eso, como se la peló correr durante todo el partido, ciega su fe en la mirada de los mil metros que se puede ahorrar para que los higadillos conserven el lugar que la naturaleza planificó para ellos. Nadie más feliz que el agente de Malcom anoche, seguramente.

Parte del plan era ser pegajosos en la salida culerda y correr abriendo campo por la banda de Vinicius. El chico estuvo embarcado en ello, originando el primer gol. Qué fácil. Qué pronto. Y se le subió un ratito, mostrando que todavía está lejos de controlar el pecado de la soberbia. Sin embargo, al primer aviso de los capos, retornó al redil, volviendo a sus salmos más efectivos. Corriendo tanto para arriba como para abajo, acabó como tenía que acabar, pensando en el Wanda, que es donde podrá tener otra buena ración de protagonismo, sin tanta grasa sobre la que transitar.

Las otras partes eran una media compacta (con Modric mordedor y ladrador, Llorente de bombero y Toni a lo suyo, que se acaba en sesenta minutos, más o menos), y la línea de cuatro (tres) concentrada en el corte, los espacios y el balón parado. Tela. Bien cortada, cosida y planchada, salvo en el 7 que supuso el empate, con papel estelar del muchacho boqueante del Brasil. ¿Volverá? Al McDonald´s esta misma noche, seguro.

El tal mejor-jugador-de-todos-los-tiempos compareció durante la segunda parte para lucir barba, robarle un balón a Casimiro, chutar a la barrera una falta regalada y poco más. ¿No lo querrá el Udinese? ¿O tal vez Guardiola? El físico se va acabando con los años. Ayer, desde luego, fue más un Puchimón que cualquier otra cosa.

En fin, ¿qué necesitamos para la vuelta? Un 155. Una bomba en un Falcon. Una huelga de camareros. Unos jueces con dos pelotas. Cualquier cosa. Pero yo me pido jugar con 11. Y si no, seguir siendo lo que somos, los niños bonitos del Dios del Fúmbol.

El Socio

En algunos sitios lo llaman bujero, en algunos burato y en otros incluso buraco. Pero todas esas palabras describen lo que tiene el Madrid en la banda derecha; es como la flauta de Bartolo, tiene un agujero solo. Desde luego, podemos racionalizar la titularidad de McCelo: quizá Solari no quiere “perder al jugador”, o quizá pensó que había que dosificar hombres y que este era el partido adecuado, toda vez que incluso una derrota por la mínima era aceptable. El caso es que el Barcas no dejó de percutir por la banda marceliana, lo cual se vio hasta en Japón vía salétile. La frivolidad no se puede repetir.

El Madrid hizo un primer tiempo primoroso, parecía que Pintus les hubiera puesto a todos una lavativa de coca. ¿Por qué se cagaron tan lamentablemente en la segunda parte? No sé, tal vez fue psicológico, por perder a Vinito. El chaval ya se ve que va a llegar porque tiene lo más importante en un extremo: el cambio de ritmo que permite sacar mucha distancia al defensa en un parpadeo; en ese aspecto recuerda al Ronaldinho pre-juegas, y está teniendo un crecimiento rapidísimo. Lástima de dos pases que no vio o no quiso ver en el primer tiempo, porque nos habrían dado el 2º gol casi con seguridad. Falta de inteligencia emocional de Lolari al sacarlo por un Bale que no sé si puede; a mí me parece que ya ni quiere. Jugador con ciclo cumplido.

Mateu bien, gracias; nada más empezar sacó una tarjeta surrealista a Ramos. ¿Cuándo decidió que ya no le gustaba el juego de contacto? Al menos tarjeteó también, muy merecidamente, al subnormal de Suárez. La transmisión de TVE, para poner una bomba en San Cugat: Sanchís durmiendo a las vacas, Rivero y Ferrer buscando penaltis en todas las jugadas de área del Madrid (¡incluso en un despeje de cabeza de Casemiro!) y discutiendo jugadas como la escandalosa tarjeta de Vidal (“toca balón”).

En fin, acepto que este era el partido “de coña” del Grand Slam, pero el bujero no puede volver. McCelo a la Fatcueva y los defensas a defender.

·····

– Barcas: 1 (Malcom en el medio)
– Mándril: 1 (Chopped)

Share

Los vamos a masacrar

Comienza nuestra semana de Grand Slam con un simpático duelo en el campo más falangista de España, el Kampf Nou, también conocido cariñosamente como la pocilga o la cuadra. Dice un viejo refrán “échate fama y ponte a dormir”, y de eso vive el Barcas, de la fama: mientras que el Madrid gana lo gordo, ellos ganan liguitas alfombradas pero al llegar lo partidos para hombres se cagan por la pata abajo. Claro que el madridista, que suele ser muy cobardica y muy maricón, se traga este mito de “equipo coco” cimentada en la liga, y siempre teme ser vapuleado al visitar el Kampf.

Vale, en la última visita nos follaron, pero déjenme que les diga algo: estábamos entrenados por un puto inútil. Con alguien en el banquillo de más nivel que el mono Waldo, como mínimo habríamos salido con dignidad de allá. Pero, ¡aaaa-migos!, ahora las tornas han cambiado, y llegamos afinados como un arpa contra un equipo que no sabe lo que es el sufrimiento, que no suda, al que no le meten a pierna. Todo eso llega a su fin: hoy conocerán el DOLOR (de ano). Hay quien cree que cuando te enfrentas muchas veces seguidas a un mismo equipo hay que renunciar a la victoria en alguno de ellos paro no extraotivar al enemigo. Yo digo: LOS COJONES, y mi consigna es la Zapatones, ni más ni menos: Ganar, y ganar, y volver a ganar.

¿McCelo? No va a jugar. Di que lo digo yo con toda seguridad. ¿Un once? Luca, Vallejo, Llorente, Odriotrola, Regulón, Ibrahim, Cabollas, Vinito, Mariano y Cristo. ¿Les parece flojo? De sobra para ganar, métanle 10 lauros al Mándril por el hándicap -1,5 y no se arrepentirán.

Share

Chupémonos las pollas

Rappol

Como si fuera una revelación, volvimos a batir al culerdismo de provincias. Primero fue Eusebio y su cara de tocino remeado, tras doble victoria copera. Ayer le tocó a Abelardo Nosferatu, que vino a dar patadas y poner el autobús, y se fue calentito por las bandas. Es una muy buena señal que esta previa al enfrentamiento con el auténtico culerdismo paleto de Barcelona-Cataluña, cuyo pueblo es el verdadero preso político encarcelado por la Generalidad, se haya solventado con algo más que autoridad y buen fútbol.

San Losari hizo un esfuerzo sacrificando a Chopped para poner a Mortadela Galesa, toda vez que la auténtica injusticia hubiese sido sentar a Vinicius (creo que ya se le puede llamar así, Vinicius, se lo ha ganado), que es la revolución de las sonrisas encarnada en extremo sorprendente, valiente, trabajador y competitivo. Esta progresión suya encara ahora el momento decisivo, en nuestra semana fantástica de cristianización del odio, el complejo y la manipulación que representan los cultos paganos de la humildac. Esta es la cruzada. San Losari y cierra España.

El Alavés dio por saquillo en muy contadas ocasiones. Baste decir que Pijamita dejó la puerta a cero, rayando la línea defensiva a gran altura, con los laterales muy concentrados y los centrales imperiales al corte. Asistencia de Regulón, asistencia de Grantdozola. Hay un buen equilibrio ahí, construido desde el físico pero aquilatado por la idea de juego que ahora se percibe al fin madridista, no como esa extraña pátina de titicaca trasnochado que parece que pretendía introducir Poletegui (¿andeandará?). Este catecismo le suena más a la parroquia, qué duda cabe.

Repartió bastantes hostias la congregación alavesa, con el beneplácito del enésimo bastardo de negro (y los que nos quedan), pero no había rival. Vinicius se fue como quiso durante todo el rato que estuvo sobre el campo, dando un recital de pase, apoyo, desborde y visión que culminó con el gol de la tranquilidad, tras excelente jugada de banda a banda que comenzó y acabó en su sonrisa de cocodrilo feliz. Cómo lo celebró. Fue una cosa muy tierna, así como la Mortadela Galesa que puede que sea el plan del santo Losari para Champions, aunque de momento no trempa. Quién sabe cuándo lo hará…

Con todo el plantel muy enchufado -a excepción del Morciégalo, Apendicitis y Mortadela Galesa-, tendrá que dejarse guiar San Losari por las escrituras del Dios del Fúmbol. Cualquiera puede entrar en los dos partidos, aunque sí parece que los fijos serán Navas, Pijamita, Ramos, Benzema (Respect) y Vinicius. Luego las combinaciones en la media pueden ser muy variadas, así como en los laterales. El único tiro claro en el pie parece ser sin duda el Morciégalo, por mucho que pretendamos creer en la parábola del hijo excesivamente pródigo.

De modo que lo apropiado es mantener la fe y acabar saliendo de La Pocilga y El Banda como William Munny de Big Whiskey. Aunque sólo sea para que el Socio haga un esfuerzo y vea esa peliculaza que tiene pendiente con Sin Perdón.

El Socio

Otra vez poco más de media entrada. Prisa nunca ha entendido que los domingos a las nueve en mitad del puto invierno son letales para la asistencia, o lo sabe pero se la suda; décadas llevamos aguantando esta plaga bíblica, todo para que gane dinero una empresa que nos odia. El caso es que el Madrid se ha rehabilitado como un alcohólico anónimo, y tras seguir los 12 pasos es ahora un equipo nuevo y juguetón.

Lolari no se empecinó en el choppismo y alineó a la BBV, que también tendría la A si Asensio no fuera una loca desatada. El sabor de moda es Vinicius Jones, al que los compañeros empiezan a buscar aunque sea un mocosete. Hay que aprovechar estos momentos mágicos en que aún no le han cogido el truco y los rivales aún lo ven con simpatía; el año que viene lo coserán a patadas, como a todo hijoputa imperialista mandril. Benzema, a quien empezaba a pelársele el 9 como las serigrafías de los chinos, se lo ha planchao y ahora lo luce orgulloso; justo premio a la fe inquebrantable que siempre se le tuvo en Fans.

El Alavés llegó demasiado para mi gusto, pero su 9 era nuestro ex Burgui, que perdió todo el modo el día que renunció a su apellido Franco. Sin embargo, cuidado, que otros te las clavan. Volvió por fin Mariano y remachó la faena con un gol de enorme plasticidad. Dice la turba que este delantero no tiene técnica, pero si creen que un futbolista puede saltar y rematar así sin técnica, ¿qué réplica le queda a uno? Podemos despiojar al lumpen, darles un baño y un catre , pero no convertirlos en bachilleres.

Tras mucha crítica, parece que sí que en realidad había un plan detrás de esta plantilla. Claro que el senado y el pueblo romano no tienen demasiada paciencia, y estaban dispuestos a echar al equipo a los leones. Pero está muy afinada la escuadra, y yo creo que podemos incluso chuparnos las pollas; no necesariamente hasta la campanilla, pero sí al menos una lamidita que le dé alegría al cuerpo. Es un “ambiente” que no vivíamos hace tiempo, y deberíamos intentar disfrutarlo. Luego igual se va todo a tomar por saco, pero que nos quiten lo bailao.

·····

– Real Madriz: 3 (Benze, Vini y Mariano)
Ala, ¿ves?: 0

·····

Fanscista, cabrón, hacete ya el Patreón

Fans del Madrid, singular página que ha entrado en su decimoquinto año, necesita el hapollo del público para subsistir, como Lola Flores. No me refiero a las donaciones más o menos grandes de verano o Naboidad, sino a las pequeñas contribuciones, casi imperceptibles, posibilitadas por la plataforma Patreon, alias Peitrion. Desde hoy, mediante el sencillo método de pinchar en el logo de arriba, el pueblo fanscista puede escoger entre las siguientes modalidades de colaboración:

Suscriptor Micropene

Con esta suscripción aportas 2 dólares al mes (quería que fuera un euro, pero peitrion no ofrece esa moneda). Viene a ser 1,7 lauros al mes. Ya sé, un gasto exagerado, pero las cosas buenas de la vida cuestan. Prebilejios de esta suscripción: Leer mi prosa florida. Si nos encontramos por Madriz (vivo a 8.000 km) te invito a un chato de vino.

Suscriptor Picha Juguetona

Con esta suscripción aportas 5 dólares al mes. Para auténticos potentados. Prebilejios de esta suscripción: Una foto firmada de mi polla.

Suscriptor Pollón

Con esta suscripción aportas 10 dólares al mes. Sólo para los que tengan un Ferrari (o un Tesla) en el garaje. Prebilejios de esta suscripción: Salir a cenar conmigo (tú invitas).

Suscriptor Lex Steele

Con esta suscripción aportas 25 $ al mes. Básicamente, para quien le sobre la pasta. Prebilejios de esta suscripción: Si puedes gastar tanto, no sé para qué quieres más privilegios, la verdad.

También está la modalidad “Rata”, del que no suelta un céntimo en todo el año; bueno, que se lo fundan en en la taberna, ya veremos de qué les sirve cuando Dios les envíe un cáncer de huevos. En fin, si conseguimos llegar a los 100 peitrions ya no será necesario hacer campañas bianuales. Las suscripciones pueden hacerse mediante tarjeta y Peipal, y por supuesto pueden interrumpirse en cualquier momento. El caso es que la cosa produzca, que se van muchas horas por aquí y no sale uno de pobre.

Share

Prueba chicológica

El Madrid va para arriba como un cohete y recibe al Alavés en casa tras pinchazo del Barcas; debería ser un partido fácil, pero, ¡aaaa-migo!, las últimas victorias ligueras se han producido cuando los culerdians aún no habían jugado o ya habían ganado su partido, por lo que en cierta forma no había nada que perder. Lo malo de eso es que en el histórico de esta temporada, cuando hemos podido recortar y teníamos a la moza ahí espatarrá, no culminamos la tarea y quedamos como auténticos capones.

Pero no seamos pesimistas: estamos en el amanecer dorado de la era lolarista, y seguro logramos superar esta pequeña barrera psicológica a base de buen juego, la inspiración reecontrada de nuestros jugadores y las pociones de nuestro bien preparado departamento druídico. No queriendo quedarse sin hacer su parte, Don Flópor (la justicia nos la da él) llevó esta semana la trecésima a la iglesia de San Antón, anexa al antiguo colegio de los escolapios; porque está bien tener a los hombres de tu parte, pero es mejor aún tener a Diocito en su persona trina(ranjus).

Se encuentra sano Bale (todo lo sano que puede estar), así que una de dos: o el niño prodigio Urkel vuelve al banquillo o es Chopped quien calentará el Recaro, volviendo el galés a su banda no natural; bueno, también podría ser que Lolari fuera tan Choppista que prefiriera a su protegido antes que al galés, pero creo que aún es pronto para esos “ataques de entrenador”. En todo caso, hay que ganar y ganaremos, porque si con lo que se viene encima pinchamos contra el Alavés, digamos que los auspicios no serían muy buenos. Alguno llamará a éste partido trampa, pero todos los partidos son trampa para el Madrid: como mejor equipo de la Tierra, cada choque es un riesgo, el prestigio y el imperio están en juego cada vez que rueda la pelota. Pero sabemos vivir con naturalidad esta cercanía al desastre.

Share